Colección


Editorial

Emoción. Estado afectivo intenso, sensación experimentada tras la manifestación de una agitación espiritual, fenómeno físico de la aceleración del corazón.

2017 será conocido bajo el signo de la emoción, aquella que os conducirá hacia nuevos horizontes, una nueva vida. Pero antes de dar el gran paso, el gran salto, conviene tomar la decisión correcta…

Bienvenidos a nuestro universo y descubran con emoción nuestra nueva colección.

Los hilos de la emoción

A lo largo de los siglos se han ido desarrollando técnicas para ennoblecer y perfeccionar estos hilos de emociones.
Cymbeline, hace más de 40 años, decidió enfocar su marca con una preferencia por los encajes de Calais y Caudry.
Desde entonces, estilistas, modelistas y costureras trabajan mano a mano con las artesanas del tull, devanaderas, dibujantes y reparadoras. Entre los hilos de la emoción, uno de ellos siempre ha tenido el favor de Cymbeline : el Encaje. Aparecido a finales del siglo XV en la ciudad de Doges en Venecia, fue inicialmente reservado para los hombres y el éxito social. A partir del siglo XVI la elegancia se apoderó de este tejido único, el encaje.

Cuando los hilos de la emoción nos llevan al reencuentro con los telares abandonados, modelo de ingenuidad y de un saber hacer incomparable. Cuando cada día estas inmensas máquinas y decenas de manos producen a penas un metro de encaje, entonces se puede entender todo el amor y la belleza de este material excepcional, y es así que Cymbeline, en todos estos años, trabaja los más bellos encajes, es de estas imágenes indisociables que evocan a Cymbeline, vemos una silueta elegante asociada a un encaje refinado. Los hilos de la emoción que simbolizan un saber hacer de excepción.

Bienvenidos a los talleres secretos de Cymbeline y de los artesanos del encaje de Candry…

Momento de emoción

Emoción que enebra mis sentidos deambulando por este vestido nuestro. Se adivina nuestra complicidad, se lee en cada uno de mis gestos. Momentos cómplices, momentos íntimos, ella y yo no somos más que uno…
Ella es delicada, él gracioso. Ella gira de un lado al otro, me sublima…

Inspiración de emoción

El castillo de Fontainebleau se ha convertido con el paso del tiempo en la inspiración de nuestras creaciones.
Nuestros fotógrafos se apropian de cada rincón, un momento de historia, una asombrosa inmersión en este castillo cautivador, donde el arte, la historia y la arquitectura se mezclan para formar la magia de la emoción.
Didier Van Der Borght, la galería de los ciervos, subyugado por el lugar, Cocteau era necesario para él, “La Bella y La Bestia„, la niebla del recuerdo con la finalidad de capturar cuadros salidos directamente de la historia.
Bérangère Valognes, la galería François 1er, feminizar esta obra maestra del renacimiento, oh tan masculina, y evadirse por los jardines tan propicios para paseos románticos.
Dos visiones, dos emociones… Un lugar único, vestidos únicos…

Emoción de Gala

Finales de Mayo, 9:58, Barcelona – 2 minutos antes del comienzo del desfile de Gala presentando la colección Cymbeline 2017. La tensión es máxima, se oye el murmullo de la sala que está llena. Periodistas, televisiones, fotógrafos, bloqueos, invitados, clientes de las cuatro esquinas del mundo…todo el mundo esperando, impaciente. La energía se propaga, las modelos están listas. Maquilladores, peluqueros, vestidores, estilistas corren de un lado para otro con el fin de dar los últimos toques, es lo que hará la diferencia.
Electricidad en el aire… Después la oscuridad total, el silencio y los primeros acordes de guitarra perforando el muro de la emoción, el desfile puede comenzar…

Forever

Hay modelos, materiales, formas que atraviesan el tiempo, con esta elegancia intemporal y esta modernidad insolente. Fuera del tiempo, fuera de las modas, es de esos vestidos que son sinónimos de una marca. La tradición de un saber hacer, la emoción de un saber gustar.

Desfile

Cymbeline Colección 2017


Barcelona Bridal Week